Domicilio | Información web   

"Entre Líneas", de Ana Alejandre

La autora La obra Palabras encadenadas Multimedia Medios Reseñas Distribución Archivos

Palabras encadenadas

el contratiempo de Mac

Ana Alejandre

“Mac y su contratiempo” de Enrique Vila-Matas, novela que es una reflexión sobre el papel de la literatura y el oficio de escritor que refleja la maestría de su autor.
Ana Alejandre
Esta nueva novela aúna los tres temas preferidos de Vila-Matas: la reflexión sobre la ficción, el oficio de escritor y el deseo de experimentar nuevas técnicas narrativas, hacer algo distinto a lo ya hecho pero siempre divirtiéndose, como ya afirmó en una entrevista reciente.

Ambas aspiraciones las consigue plenamente en esta obra en la que cuestiona la posibilidad de ficcionar, pero siempre a partir de la propia ficción que es toda novela. Para ello se vale de Mac, el protagonista, abogado en paro que, para huir del aburrimiento y de la insatisfacción, empieza a escribir unos diarios en los que comienza a imaginar la posibilidad de reescribir la primera obra de un famoso escritor que, además, es su vecino.

Esta obra se convierte así en una novela, pero, también, en una modalidad de ensayo novelado y casi una crónica literaria, en cuanto que reflexiona sobre el oficio de escritor. Por lo tanto, se distingue de lo que existe actualmente en el mercado editorial donde abundan las novelas banales y vacías de todo contenido que sobrepase la propia historia o trama narrada.

En “Mac y su contratiempo”, la trama o argumento se supedita al intento de analizar lo que es la literatura como tal, y el proceso de creación que consiste, en su esencia, en una constante modificación y repetición; es decir, en un volver a escribir y reescribir esa primera novela de la que nacen otras muchas que son como añadidos, afluentes de un mismo río inicial. El autor parece aceptar la frase de Kierkegaard cuando dijo que recuerdo y repetición son un mismo movimiento. En el fondo, la creación no es otra cosa, quizás, que volver atrás y recordar, modificar y reescribir la misma historia infinidad de veces, pero con distintas variantes, lo que la convierte en una nueva historia de la que nacerán otras muchas hasta el infinito.

Una de los temas recurrentes de Vila-Matas es la investigación sobre las posibilidades de la novela fuera del modelo tradicional de dicho género en el siglo XIX. Al decir esto, la trama o argumento y el realismo como esencias de la novela desaparecen como necesidad absoluta en la visión literaria de este autor, para quien la novela, concebida con los parámetros tradicionales, está muerta. Aunque sí cree en la posibilidad de supervivencia de este género, pero siempre admitiendo la necesidad de renovación, de cambio sustancial del mismo, como necesidad ineludible para su permanencia.

A pesar de lo dicho, esta última novela publicada por Vila-Matas tiene un argumento que no es otra cosa que. el planteamiento del que surge la reflexión que hace sobre la posibilidad de hacer ficción dentro de la ficción, en un bucle que gira siempre sobre el epicentro de dicha cuestión Y. mientras, narra las peripecias del protagonista, Mac, trasunto del propio autor, en sus paseos diarios por el barrio barcelonés El Coyote en el que vive. Dichos paseos lo llevan hasta una librería, un día, en la que oye hablar con la librera a su vecino, un famoso escritor sobre su opera prima “Walter y su contratiempo”, obra juvenil a la que califica el propio autor de contener pasajes inverosímiles e incongruentes, y de la que tiene vagos recuerdos, aunque quisiera olvidarla totalmente. Esto le reaviva a Mac su deseo de escribir porque siempre ha aspirado a hacerlo, pero lo hará para modificar y mejorar la obra primera de su vecino, el escritor, con quien está obsesionado Mac porque le irrita que éste lo ignora cuando se encuentran.

De ahí nace “Mac y su contratiempo” que supone muchas otras cosas porque utiliza el pretexto de su propia trama basada en el diario que escribe Mac -el protagonista excéntrico como muchos otros de este autor que con ellos reivindica la normalidad-, un texto divertido y lleno de aciertos que despierta carcajadas al lector, pero es también un ensayo sobre el fundamento de la escritura y, además, una novela, opera prima, con la que el autor se inicia en la narración, y un caso de investigación criminal. Todo ello escrito con apariencia de improvisación, pero en cuya escritura va creando una obra que demuestra la maestría narrativa de su autor, con sorpresas contundentes en la narración, hallazgos de hondo calado y una estructura que sostiene el andamiaje narrativo con tal eficacia que, a partir de la mitad del libro, va dejando al lector estupefacto, sorprendido y enganchado a la lectura hasta un final que es la culminación perfecta de esta novela singular y ejemplo de buena literatura. Esa segunda parte es todo un reto para el escritor que ha sabido llevarla a cabo con maestría.

En una época en que las novelas le dan preponderancia a los hechos narrados, dejándola huérfanas de otros significados ulteriores a la propia trama -especialmente las que están basadas en hechos reales que atraen la atención de los lectores y las convierten en meros reportajes periodísticos novelados-, es muy grato encontrarse con obras como la reseñada que son un soplo fresco y una demostración de buena literatura y el papel que ésta representa, ya que hacen pensar al lector en algo más que en el argumento narrado porque, detrás de los hechos y de los personajes, se encuentra la reflexión, la pregunta, la idea matriz que la ha inspirado y que la convierte en algo más importante y significativo que una mera historia argumental.

Ya ha dicho, en muchas ocasiones, Vila-Matas, que le gusta escribir y experimentar, al hacerlo, siempre cosas diferentes porque si no se aburriría. Con esta obra consigue que el lector no sólo no se aburra, sino que pase un momento de auténtica diversión, sorpresa, reflexión y se haga preguntas que tendrá que responder por sí mismo. Algo muy poco usual en la narrativa actual y que sólo puede conseguir un escritor de la talla intelectual y maestría narrativa como Enrique Vila-Matas.
--------------------------------------
Mac y su contratiempo, Enrique Vila-Matas, Seix Barral, Barcelona, 2017



Examen de ingenios

“Examen de ingenios”, de Juan Manuel Caballero Bonald, obra en el que su autor ofrece semblanzas singulares de los más importantes nombres del mundo cultural del siglo XX.

Ana Alejandre
Examen de ingenios, es un interesante y valioso libro en su significado que no es otro que el análisis certero que hace su autor de más de un centenar de figuras del ambiente cultural de influencia española y latinoamericana. Reúne una serie de retratos de escritores y artistas de dicho ámbito, a quienes conoció personalmente Caballero Bonald, por lo que añade a este singular libro una gran colección de anécdotas, acompañadas de agudas e inteligentes reflexiones sobre los personajes más emblemáticos del mundo cultural del siglo XX.

En Examen de ingenios se pueden encontrar 103 bosquejos biográficos, ordenados de forma cronológica, según el año en que conoció a cada una de las diversas personalidades del arte y la literatura, en las que se incardinan vivencias personales con ellas, momentos inolvidables con diversos miembros pertenecientes a cinco grupos generacionales como fueron los llamados de 1898, 1914, 1927, 1936 y 1950. Es decir, aquellas generaciones más importantes de la literatura española.

Se pueden encontrar nombres como Azorín, Borges, Pío Baroja, Pablo Neruda, Max Aub, Cortázar, Joan Miró, Torrente Ballester, Delibes, Antonio López, Mario Vargas Llosa, Jorge Oteiza, o Paco de Lucía, entre otros muchos; relación muy breve del más del centenar de nombres que desfilan por sus páginas.

El autor afirmaba, en una entrevista reciente, que en este libro habla de personas importantes de la cultura del siglo XX, independientemente de que haya tenido o no buenas relaciones con cada una de ellas.

También, Caballero Bonald admite que en estas semblanzas se encuentran influencias de Españoles de tres mundos, de Juan Ramón Jiménez, y Retratos contemporáneos, de Ramón Gómez de la Serna, así como de la obra de Octavio Paz. Especialmente, asume la influencia recibida del libro de Juan Ramón Jiménez, de quien admira su excelente estilo y a quien considera el mejor prosista del siglo XX

También, se encuentran en sus páginas toques de ironía, incluso de sarcasmo, que aparecen dirigidos a ciertos escritores, especialmente a los pertenecientes a la generación del 98, -por lo poco afín que es Caballero Bonald a la novela realista-, de la que la mayoría de sus miembros eran genuinos representantes. Así como, tiene poca complacencia con miembros de la generación de los 50, a la que pertenece él mismo, y es especialmente crítico con diversos autores, sobre todo, con Camilo José de Cela.

Este conjunto de bosquejos biográficos no está escrito con el ánimo de mostrar una imagen amable y positiva de las muchas figuras que aparecen tratadas en este libro singular, pues aparecen en ellas amigos y enemigos, afectos y desafectos, antipatías declaradas y simpatías difusas. Admiraciones ciertas y críticas despiadadas, pero envueltas siempre en ese guante de fina ironía y sutileza que utiliza para escribir con la pluma afilada pero suave que le caracteriza. Al igual que el cirujano que usa un estilete para cortar el tejido sano y, también, el enfermo, sin temblarle el pulso, sin titubear, pero procurando anestesiar primero al paciente para que la herida no sea dolorosa, aunque la incisión sea certera y cruenta.

Examen de ingenios, es una obra coral en la que los personajes que la componen aparecen reflejados, definidos, con claroscuros como daguerrotipos, y quien los describe se refleja, también, en las opiniones que les suscitan, en las vivencias compartidas, en su visión de aquellos ilustres hombres y mujeres a los que conoció y trató, admiró o censuró, en un libre acto de expresión de sus ideas de lo que es y debe ser la literatura, de la función del escritor y de todo creador. Así se expresa y opina, en suma, su autor, del personal mundo de cada uno de estos intelectuales y artistas, conformando un universo original, diverso, interesante y definidor de quienes fueron los más importantes nombres de la cultura hispánica del siglo XX.

--------------

Examen de ingenios, José Manuel Caballero Bonald, Seix Barral 2017, 464 pp.


El libro digital en España

Las ventas del libro digital va ascendiento lenta pero constantementeEl libro digital en España en sus diversas variantes va ascendiendo lenta pero constantemente en nuestro país, aunque sigue teniendo unas cifras modestas tanto en número de publicaciones como en total de facturación en ventas que es aún menor.Concretamente, según los datos facilitados por la agencia del ISBN, se advierte en 2016 un aumento de la edición en formato digital de dos puntos respecto al año anterior, alcanzando un 28% de la producción total editorial. Los títulos digitales que se publicaron fueron 23.061, de un total de 81.391 obras, lo que supone, según informa la Federación de Gremios de Editores de España, el porcentaje del 28% antes indicado -en los 81.391 títulos publicados no se incluyen los títulos registrados por autores-editores, A pesar de las anteriores cifras de publicaciones digitales, sólo se factura por la venta de libros electrónicos el 5% del total de las ventas del sector editorial. Escasa cifra pero que es similar a la que obtienen las editoriales en países como Alemania, Francia e Italia. Esto indica que el libro digital no llega a cuajar en los gustos de los lectores de esos países que aún siguen prefiriendo el libro en papel.Esta situación hace necesario, según opinión de los editores, que se desarrollen políticas de protección de la propiedad intelectual y contra la piratería, lo que conseguiría que se publicara un mayor número de libros, tanto en papel como en formato digital, siendo este último el que alcanzaría un mayor aumento de publicaciones.No hay que olvidar que la industria editorial factura anualmente cerca de 3.000 millones de euros y da empleo, directo e indirecto, a más de 30.000 personas en España, en las 840 empresas editoriales agrupadas en la FGEE. Y ese montante de ingresos representa el 95% del total de ingresos del sector editorial. Estas magnas cifras indican la importancia que tiene el sector del libro y las negativas repercusiones que supone para la economía del país, del propio sector, y para el mundo de la cultura en general, el hecho de que no se arbitren medidas eficaces contra la piratería y para la defensa de los derechos de autor, especialmente relativas al mundo digital en donde estos se encuentran más desprotegidos, para que no se siga produciendo la enorme sangría del 40% de descargas ilegales que pone a España en el segundo puesto, después de Finlandia, en tan dañino fenómeno que lesiona gravemente los derechos de los escritores, editoriales, libreros y de todo el conjunto de profesionales que operan en el sector editorial. Sector crítico para que la cultura de un país siga teniendo al libro como el mayor referente, difusor y transmisor de la cultura y el conocimiento.